Vladimir Putin no logra aguantar la risa ante la "genial idea" de su ministro de economía

Vladimir Putin no logra aguantar la risa ante la "genial idea" de su ministro de economía1shares

Pertenecer al alto gobierno de cualquier país debe ser un trabajo muy estresante, estás sometido a presiones todos los días, ya que las decisiones que tomas afectan la vida de millones de personas y para colmo , sin importar lo bien o mal que lo hagas, siempre habrá un sector que te ataque y haga dudar de tu capacidad para ejercer el cargo.

Sin embargo los ministros y presidentes siguen siendo seres humanos y como tales es imposible que no comentan errores de vez en cuando, lo malo es cuando esos errores ocurren frente a tus colegas en reuniones de alto nivel y para colmo haya cámaras de televisión que transmitan en vivo tu pifia y además quede el momento registrado para siempre en la Internet.

Esto fue lo que le pasó precisamente al ministro de economía ruso Alexander Tkachev quien tuvo una idea tan hilarantemente disparatada que hasta el mismísimo presidente Vladimir Putin no pudo contenerse y soltó una sonora carcajada ante un monumental fallo de planificación.

El Presidente de Rusia no es conocido precisamente por su gran sentido del humor

Aunque Vladimir Putin es todo un ícono mundial, su celebridad se debe no sólo al hecho de que es el mandatario de uno de los países más poderosos del planeta, sino también a su imagen de hombre fuerte muy al estilo soviético

Pero Putin no pudo aguantar la risa en su última reunión de gabinete

Se encontraba junto a sus principales asesores y ministros discutiendo los planes de Rusia para los próximos años, sobre todo en materia económica, ya que para nadie es un secreto que a pesar del poderío de esa nación sus finanzas no son las más fuertes

El responsable de que Putin perdiera la compostura fue su ministro de economía

Alexander Tkachev estaba muy serio haciendo una propuesta que, por descabellada, arrancó la risa de los asistentes

Propuso que una fuente de ingresos sería aumentar la exportación de carne de cerdo a Indonesia

Putin lo dejó terminar con su plan antes de soltar el comentario que desataría las carcajadas:

”Indonesia es un país musulmán, no comen cerdo" Dijo el mandatario y se echo a reír

A pesar de que se lo tomaron con humor es un gran fallo que el responsable de la economía de un país proponga una idea tan mal concebida

El ministro no tuvo otra opción que responder con una tímida sonrisa

Para ocultar su error corrigió sus palabras asegurando que se refería a Corea Del sur y no a Indonesia pera ya la risa de Putin era incontenible y hasta tuvo que cubrirse el rostro con las manos

Mira aquí el divertido momento captado en video

Quien se hubiera imaginado que el presidente ruso sería un maestro del trolleo

Comparte esta divertida historia con tus amigos en Facebook para que vean que hay trolls hasta entre los mandatarios de las naciones poderosas

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR