Termina la dura batalla de Alfie Evans, dejando atrás unos padres devastados

Termina la dura batalla de Alfie Evans, dejando atrás unos padres devastados284shares

Con mucho dolor, decimos adiós a este pequeño luchador que, después de haber llevado la más dura de las batallas, a sus escasos 23 meses de edad, fue desconectado del soporte vital que lo mantenía atado a este mundo físico. En palabras de sus desconsolados padres, "mi pequeño gladiador colgó su escudo y ganó sus alas" dejando a su familia con el corazón completamente destrozado. 

Miles de personas alrededor del globo seguían esta historia, atentos y dando su apoyo a esta joven pareja que enfrentaba una de las situaciones más duras que pueden encontrarse en la vida. Su pequeño regalo del cielo fue diagnosticado con una terrible enfermedad neurodegenerativa y sin cura, la cual en menos de un año causó al pequeño tales daños, que los médicos solo veían viable desconectarlo y dejarlo partir de una forma digna y lo más tranquila posible. 

Después de una dura batalla legal y moral, entre el hospital y los padres, las leyes británicas autorizaron a los médicos a desconectar a Alfie. 

Alfie Evans nació el 9 de mayo de 2016

En Diciembre de ese mismo año, con apenas 7 meses de edad fue ingresado de emergencia en el Alder Hey Children’s Hospital, en al ciudad de Liverpool, donde residía el pequeño. Y desde ese momento la batalla comenzó con malas noticias. 

Alfie fue diagnosticado con una enfermedad neurodegenerativa de la que se desconoce cura o tratamiento.

Desde ese momento los últimos meses de vida del pequeño han representado una batalla para sus padres, quienes decidieron que harían todo lo que estuviera en sus manos por salvar la vida de su pequeño. 

Esto los llevó a enfrentarse legalmente, hasta que las autoridades fallaron en favor de los médicos. 

Ya que los médicos que trataban al bebé no tenían las mimas esperanzas y consideraban que lo mejor para él sería proporcionarle sus últimos momentos de vida con dignidad y comodidad.

Alfie sufrió convulsiones por las cuales fue ingresado al hospital

Una vez allí, su condición no mejoraba, a pesar de los esfuerzos médicos por ayudarle. Finalmente terminó conectado a un respirador artificial, y en un estado semi vegetativo, que además empeoraba su condición cada vez más. 

Severas complicaciones cardíacas terminaron por empeorar el cuadro

Para enero del 2018 la condición de Alfie era muy mala, y los médicos decidieron recomendar a los padres desconectar a su hijo de los aparatos que le mantenían con vida, para dejarlo partir tranquilo y sin sufrimiento. 

Pero para los padres de Alfie esto no era una opción

Iniciaron su búsqueda de una opción para su hijo, y la respuesta la encontraron en Italia en el Bambino Gesù de Roma, quienes ofrecían tratar a Alfie e intentar darle otra opción. 

Los médicos británicos se opusieron, pues el viaje sería un desgaste y lleno de un dolor innecesario 

Fue cuando comenzó la batalla legal entre los médicos y los padres de Alfie. 

Expusieron los terribles daños que ya tenía el cerebro del pequeño

Después de realizar un escaneo del cerebro encontraron daños demasiado significativos, además comprobaron que Alfie ya había perdido la mayoría de sus sentidos. 

Alfie no podía escuchar, ver o sentir nada. 

Ante esas declaraciones el Tribunal Superior de Justicia británico no tuvo más opción que avalar la desconexión de Alfie

A pesar de la intervención del mismo Papa Francisco, quien intentó interferir a favor de los padres de Alfie

Alfie fue desconectado del respirador artificial, pero continuo respirando por su propia vuluntad

El Papa Francisco expresó su preocupación por Alfie en las redes sociales. 

También agradeció via Twitter a quienes se solidarizaron con los padres de Alfie Evans.

Entonces su padres apelaron al Tribunal, para intentar cambiar la decisión.

Incluso el gobierno de Italia le concedió al bebé la nacionalidad y puso a la orden un avión y un equipo médico para su traslado.

Pero el  Tribunal de Apelaciones de Reino Unido, mantuvo la decisión

A pesar de las protestas de los padres y el apoyo de la comunidad internacional, las cosas siguieron su curso

Finalmente los padres de Alfie decidieron unirse a la decisión del hospital y comprender que solo ayudaban a su hijo a tener  “dignidad” y “confort” en sus últimos momentos.

Y el pasado sábado el padre de Alfie publicó "mi pequeño guerrero ha colgado su escudo y ganado sus alas... Estoy con el corazón destrozado"

El Papa Francisco manifestó su pesar por la partida física de Alfie

Globos, juguetes y cartas despidieron al bebe de 23 meses, frente al Hospital

¿Crees que la decisión de los médicos fue la más humana? Comparte esta historia, y reflexionemos sobre ello

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR