FEMICIDIOS: La Horrible Verdad que Acecha a las Mujeres del Mundo... ¡Es Hora de Hablar!

FEMICIDIOS: La Horrible Verdad que Acecha a las Mujeres del Mundo... ¡Es Hora de Hablar!349shares

El término 'femicidio' hace referencia a los asesinatos de hombres en contra de mujeres. 

Lo cierto es que no es una temática de la que nos guste hablar, pero tomando en cuenta que Marzo es el mes de las mujeres, nos pareció una buena oportunidad para traer a colación el tema. 

Escuché por primera vez esa palabra cuando tenía 18 años, justo después de que un incidente se presentara en mi Universidad. Desde ahí comencé a indagar un poco sobre el tema y me di cuenta que era algo mucho más común de lo que pensamos, por ejemplo, en México se hallaban mujeres muertas en las veredas como si fuese de lo más normal.

Ahora bien, el incidente que hizo que entrara en esta investigación fue un hecho que perturbó a toda la facultad de comunicaciones de la Universidad. En un principio se escuchó un fuerte estruendo que inundó el patio, luego, poco a poco, se comenzaron a desencadenar sollozos y llantos. Por supuesto, tenía mucha curiosidad de lo que ocurría, así que le pregunté a mi amigo más cercano lo que pasaba. Sin embargo, mi mente no daba crédito a lo que acaba de oír: El padre de una compañera de clases acababa de matar -a sangre fría- a su madre y después incendió la casa donde vivía.

Por supuesto, la noticia no sólo se propagó por el campus. Los periódicos y los noticieros estaban llenos de titulares como: “Horrible caso de femicidio afecta a familia en Santiago” o "¿Se está uniendo Chile a la ola de femicidio que ataca al continente?”. 

Para ese entonces, el país ya había entrado al tema -y reconozco que fue una época terrible-. Cada semana aparecían nuevos casos de femicidios. En un momento dado de mi investigación, un profesor me recomendó la gran crónica de Sergio González Rodríguez, titulada 'Huesos en el desierto'. 

El autor logra abordar cientos de crímenes en contra de mujeres que ocurrieron en la Ciudad de Juárez en sólo 344 páginas. Lo terrible de esos relatos era que la policía, autoridades, ciudadanos y criminales desaparecían ante la espantosa realidad. Era como si en la cultura de esa ciudad no había nada qué hacer al respecto.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR