Expertos revelan cuáles son los errores de belleza más comunes que todos cometemos

Expertos revelan cuáles son los errores de belleza más comunes que todos cometemos0shares

Cuando se trata de belleza, tenemos una cantidad de productos y trucos que nos ayudan a mantenernos radiantes y hermosas. Ya sea comprando costosos sueros para reducir los poros, evitando usar productos que contengan alcohol o comprando productos que sean estrictamente de la misma marca.

Sin embargo, si bien muchos de los trucos y consejos que leemos en Internet pueden estar hechos con las mejores intenciones, lo cierto es que pueden llevarnos a cometes terribles errores. A continuación te dejamos 13 conceptos de bellezas famosos que están perjudicando tu físico sin que siquiera lo notes...

¡Sigue desplazándote para saber más al respecto!

Si quedaste sorprendido con algunas de estas verdades, entonces COMPÁRTELAS con tus amigos, ellos también necesitan saber la verdad. Tampoco olvides dejarnos tu opinión en los COMENTARIOS, aquí en Buenamente.com nos encantaría saber lo que piensas.

1. Usar colas de caballo.

Si bien las colas de caballo son muy cómodas, sobretodo cuando debes estar en la calle en un día ventoso, pueden generarte muchos problemas. Además de causar dolores de cabeza y migraña, también puede hacer que se te caiga el cabello, ya que la constante presión en la cola hace que el cabello se suelte desde la raíz, causando que pierdas la capacidad de desarrollar cabello nuevo.

2. Evitar usar base.

Durante años hemos creído que la base puede generar el envejecimiento prematuro de la piel. Sin embargo, estudios han demostrado que las mujeres que usan este tipo de maquillaje suelen tener la piel más joven, esto se debe a que la base protege la piel del polvo, suciedad y cualquier otro agente externo.

Además, la base contiene ingredientes que ayudan a prevenir el envejecimiento de la piel como las vitaminas E y C, aceites y antioxidantes.

Claro está que no se debe usar demasiada base y debes dejar que la piel descanse de vez en cuando, por lo que nunca debes olvidar lavarte el maquillaje antes de irte a la cama.

3. Usar cremas anti-arrugas antes de tiempo.

La piel joven también necesita de nuestro cuidado, ya sea para su adecuada hidratación, protegerla de los rayos UV y de otros factores dañinos. Sin embargo, usar cremas anti-arrugas antes de tiempo puede hacer que tu piel se irrite o sufras alguna reacción alérgica, eso sin mencionar que puede detener la producción de colágeno. Por eso, solo debes usar estas cremas cuando comiences a notar los primeros signos de envejecimiento.

4. Creer que los cosméticos que contienen alcohol secan la piel.

Es cierto que el alcohol seca la piel, pero casi todos los productos de belleza contienen alcohol, ya que a menudo se usa como humectante, solvente y antioxidante.

La mayoría de las veces, notas ingredientes como:

Alcohol cetílico (un espesante), alcohol estearílico (suaviza e hidrata), alcohol SD-40 (disuelve el aceite), ropilenglicol (humecta) y tocoferol (antioxidante). Y ninguno de estos tipos de alcohol es peligroso.

5. Usar solo productos de la misma marca.

Algunas empresas ofrecen líneas de productos para resolver varios problemas de belleza. Sin embargo, no todos los productos de esa línea funcionan igual para todas las personas. En estos casos, no hay nada malo en que compres algún cosmético complementario de una marca diferente. Lo importante es elegir los productos que se adapten a ti.

6. Tratar de reducir los poros usando "sueros especiales".

Esto puede ser decepcionante para muchas personas, no existen ningún producto que pueda reducir tus poros, ya que el tamaño de los poros viene determinado por los gentes de cada persona.

El uso de cosmético solo tiene un efecto visual momentáneo, haciendo que los poros se hagan menos visibles.

Sin embargo, el lugar de gastar dinero comprando sueros especiales, puedes hacer que tus poros sean menos perceptibles usando base o algún corrector.

7. Evitar las cremas de noche.

Algunas personas piensan que está mal dormir con alguna crema en nuestro rostro, sin embargo, es en la noche cuando nuestra piel puede recuperarse y si le puedes dar un poco de ayuda extra (usando una crema de noche), tu piel te lo agradecerá. Eso no obstruirá los poros y dejará que tu piel respire mientras se recupera.

8. Creer que los rayos UV no dañan tu cabello.

Los rayos UV no solo afectan tu piel, también pueden dañar tu cabello y reduce la fuerza de la queratina. Si expones tu cabello demasiado tiempo al sol, puede volverse seco y quebradizo.

Puedes protegerlo del daño usando productos de peinado, aerosoles y acondicionadores con filtros UV.

9. Pensar que todos los cosméticos naturales son hipoalergénicos.

Los productos naturales también pueden causar reacciones alérgicas. Por lo tanto, antes de comprar algún cosmético nuevo, intenta conseguir una muestra y úsalo en el brazo para saber si eres alérgica o no. De esa forma puedes evitar gastar dinero en productos que no podrás utilizar.

10. Lavar tu cabello con agua fría para que quede brillante.

Debes saber una cosa: el agua fría no hará que tu cabello quede más brillante. De hecho, puede hacer perjudicial para tu cabello. Ya que el frío hace que los vasos se estrechen, lo que hace que el flujo de nutrientes al cabello se detenga.

El truco para tener un cabello brillante es el uso de un buen acondicionador.

Lo único que debes hacer es usar un poco de acondicionador luego de lavarlo y dejar que haga su "magia" durante unos minutos.

11. Pensar que la celulitis depende de la cantidad de agua que bebas.

Beber más o menos agua no te ayudará a eliminar la celulitis, ya que este problema no está relacionado con la humedad que haya en la piel. Lo único que puede ayudarte a eliminar esas marcas es teniendo un estilo de vida saludable, comiendo balanceadamente y haciendo ejercicio.

12. Creer que usar el mismo cosmético durante mucho tiempo es malo.

Muchos creen que los cosméticos deben cambiarse una vez que se acaben, ya que pueden dejar de ser efectivos. Sin embargo, lo que puede hacer que un producto deje de ser eficaz es algún cambio en ti.

Como sabemos, la condición de tu cabello, piel y uñas depende de varios factores como la edad, la dieta y el equilibrio hormonal.

Así que solo debes cambiar tus productos de belleza una vez que estos dejen de ser eficaces.

13. Pensar que hacerte manicuras con mucha frecuencia es malo para tus uñas.

En realidad, los esmaltes de uñas fortalecen tus uñas, ya que crea una capa especial que las protege y porque contienen vitaminas, lo que las hace más fuerte. Lo que perjudica realmente tus uñas son los productos que usas para retirar el esmalte.

Y tú, ¿cuáles de estos errores cometes? ¿Conoces algún otro?

Déjanos tu respuesta en los COMENTARIOS y COMPARTE esta nota con tus amigos.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR