Estas son las 10 mejores técnicas para blanquear naturalmente tus dientes desde casa

Estas son las 10 mejores técnicas para blanquear naturalmente tus dientes desde casa17shares

La higiene bucal es indispensable, pues la sonrisa, los dientes y el aliento dicen mucho sobre la persona, sobre todo cuando se trata de la primera impresión. A nadie le gustaría asistir a una entrevista de trabajo con mal aliento o estar sonriendo y tener algo pegado al diente. ¡Eso es terrible!

Por supuesto, la higiene bucal ayuda a mantener nuestros dientes sanos y fuertes. Sin embargo, en ocasiones, el simple cepillado de los dientes no es suficiente para mantenerlos blancos. Por lo que es necesario recurrir a otras técnicas.

Hoy por hoy, existen distintos métodos para blanquear los dientes: están los efectivos tratamientos que te aplica el dentista, las cremas dentales especiales que se encuentran en las farmacias e incluso algunos tratamientos bucales que puedes comprar por Internet, sin embargo, todos ellos implican una cuantiosa inversión de dinero.

Por esa razón, hemos traído para ti algunos métodos naturales que puedes probar desde casa:

Todos soñamos con tener una sonrisa perfecta de Hollywood.

Y es que vemos a muchas celebridades luciendo dientes perfectos: derechos, sin espacios y, sí, completamente blancos. Por lo que deseamos tener, por lo menos, los dientes como ellos.

Sin embargo, no todos pueden costear una cita con el dentista para blanquearse los dientes.

O comprar costosos productos para hacerlo. Por fortuna, aquí en Buenamente.com te traemos 10 formas súper efectivas de blanquear los dientes naturalmente desde casa sin dañar el esmalte.

¡Aquí te los dejamos!

1. Carbón activo.

El carbón activo es una de las formas más fáciles y económicas de blanquear los dientes de forma natural.

Tan sólo debes triturar una tableta de carbón y sumergir el cepillo de dientes húmedo en el polvo.

Entonces cepilla tus dientes como haces normalmente, y listo.

2. Leche en polvo y crema dental.

La leche en polvo ayudará a que tus dientes queden blancos como una perla y los mantengas sanos.

Pon crema dental en tu cepillo de dientes, agrega un poco de leche en polvo encima y cepilla como normalmente lo haces.

Utiliza esta técnica por 1 o 2 semanas para ver los resultados.

3. Bicarbonato de sodio y jugo de limón.

Pon una pizca de bicarbonato de sodio en tu cepillo de dientes, y luego agrega unas cuantas gotas de jugo de limón sobre él.

Entonces cepilla como lo haces diariamente.

Se recomienda usar este método solamente una vez a la semana.

4. Peróxido de hidrógeno.

Antes de usar el peróxido de hidrógeno, asegúrate de que tus dientes no sean demasiado sensibles. Aquí simplemente debes sumergir un hisopo en el peróxido y frotarlo suavemente contra los dientes.

Sin embargo, esta técnica de blanqueamiento no se recomienda para uso frecuente ya que puede dañar el esmalte.

Así que no te excedas de las 2 veces por semana.

5. Polvo de hornear y jugo de limón.

Una cucharadita de polvo de hornear y una cucharadita de jugo de limón recién exprimido harán maravillas en solo 2 minutos.

¡Pero ten cuidado! No permitas que la mezcla permanezca por más de dos minutos en tus dientes.

No se recomienda para uso frecuente. Sólo hazlo una vez por semana.

6. Sal marina, jugo de limón y pasta de dientes.

Mezcla media cucharadita de sal marina y jugo de limón recién exprimido con una pequeña cantidad de pasta de dientes en un bol.

Entonces cepilla tus dientes y deja que la mezcla actúe por unos minutos, para luego enjuagarte la boca.

Esta técnica sólo deber ser utilizada dos veces a la semanas.

7. Jugo de limón y agua.

La mezcla en partes iguales el jugo de limón y el agua, para entonces enjuagarte la boca con la solución.

Esto te ayudará a restablecer la blancura de tus dientes y a desinfectar completamente la cavidad bucal.

Solo se recomienda una vez por semana.

8. Vinagre de sidra de manzana y agua.

Tan sólo debes diluir media cucharadita de vinagre de sidra de manzana en un vaso de agua.

Entonces enjuaga tu boca con esa solución todas las mañanas antes del cepillado.

Este método sí lo puedes usar todos los días.

9. Fresas.

Tome una fresa madura y tritúrala con una cuchara.

Entonces, cepilla tus dientes con esa "pasta" durante unos minutos para deshacerte de las manchas amarillas.

Se recomienda usar esta técnica una vez al mes.

10. Pasta de dientes, sal, bicarbonato de sodio y jugo de limón.

Mezcla una cucharada de pasta de dientes, una pizca de sal, un poco de bicarbonato de sodio y 4-5 gotas de jugo de limón en un bol.

Entonces, cepilla tus dientes con esta mezcla durante 4-5 minutos.

Verás la diferencia después de un solo uso. Utiliza este método una vez cada 2 meses.

ADVERTENCIA: no uses todos los métodos al mismo tiempo.

Tampoco los aplique si tiene algún problema dental.

Y tú, ¿ya estás listo para tener esos dientes blancos que tanto anhelas?

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR