Esta Chica que fue Acosada por Tener un Tumor en la Cara, Obtuvo una Cirugía que Cambió su Vida.

Esta Chica que fue Acosada por Tener un Tumor en la Cara, Obtuvo una Cirugía que Cambió su Vida.1.3kshares

La Tierra es un lugar tan grande y maravilloso. Está lleno de tanta diversidad que nunca podemos saber realmente lo que encontraremos. Por ejemplo, las personas están descubriendo constantemente nuevas especies de animales. Por desgracia, la diversidad no es algo que siempre se agradece entre nosotros. Las personas con enfermedades físicas o varias condiciones a menudo son despreciados por sus diferencias. Si bien esto no es siempre el caso, tiende a ser cierto cuando las personas tienen trastornos que se ven fácilmente y son menos comunes. Afortunadamente, muchas personas son capaces de desarrollar una mentalidad en la que se niegan a dejar que otros los tumbe.

Conoce a Sarah Atwell.

Sarah nació con una rara enfermedad llamada neurofibromatosis.

Neurofibromatosis es una enfermedad hereditaria, lo que significa que fue transmitida por sus padres.

El trastorno de Sarah causa tumores que crecen en las terminaciones nerviosas de su cuerpo.

Lamentablemente, esto puede ocurrir en muchos lugares diferentes, pero en el caso de Sarah, que pasó en su cara.

Sus padres comenzaron a notar que algo estaba mal cuando Sarah era todavía un bebé.

Ellos comenzaron a percatarse que su cara estaba cambiando de una manera inusual.

Lamentablemente, a pesar de su diagnóstico, Sarah recibió malas noticias.

El tumor que estaba creciendo en su rostro era completamente cosmético, y nadie estaba dispuesto a operar en Sarah.

Por lo tal, Sarah creció con un tumor en su cara.

Trayendo como resultado, difíciles años enfrentando el acoso y burla de sus compañeros.

Pero el acoso nunca quebró a Sarah. 

En cambio, ella se encargó de demostrar que, como cualquier otra persona, los comentarios le duelen y que se estaba abrumando por la negatividad.

"Tengo un tumor y eso es todo. Y las personas no entienden..."

En el 2012, Sarah subió un video a Facebook.

En el video ella etiquetó a todos sus acosadores y el resultado fue una cantidad masiva de apoyo.

"He tenido muchas cirugías, pero no puedo notar la diferencia. Tengo muy pocos amigos en quien confiar".

Así es cuando las cosas se pusieron mejor.

Después de tanto tiempo, la historia de Sarah finalmente había captado la atención de alguien y se le dio una luz de esperanza.

"Ojalá las personas pudieran entender que no hay nada mal en mi"

El vídeo de Sara la llevó a ponerse en contacto con el Dr. Steven Morris, un cirujano plástico.

A pesar de ser una cirugía peligrosa, ambos acordaron en hacerla.

Después de varias cirugías, Sarah ha cambiado completamente su apariencia.

Pero a pesar de sus cambios físicos, ella sigue siendo la mujer positiva y amable que siempre fue.

A pesar de los años de intimidación y abuso, la disposición de Sarah de prosperar la ayudó a mantenerse fuerte.

¿Qué opinas sobre esta historia?

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR