El enigmático protagonista de "La Pasión de Cristo" luce más guapo que nunca.

El enigmático protagonista de "La Pasión de Cristo" luce más guapo que nunca.3shares

La selección de un papel para cualquier actor representa un gran riesgo, puesto que son muchos los casos conocidos donde, por su ligereza, se ha visto coartado por completo el ascenso de su carrera, siendo en el peor de los casos exiliados sin marcha atrás de las filas de Hollywood. Justamente, esta realidad se la recordó Mel Gibson a este actor, luego de proponerle su participación en un proyecto sumamente ambicioso que movería la fibra de muchas personas, hasta el punto de poder herir diversas susceptibilidades que lo vetaran irremediablemente.

Aún así, Jim Caviezel aceptó asumir el complejo reto de interpretar al único hombre que ha logrado dividir la historia de la humanidad en un antes y un después de su nacimiento, nada menos que Jesucristo, el Hijo de Dios. Para el actor fue un gusto haberlo hecho; sin embargo, tal como le fue anticipado, a partir de allí fueron contadas las propuestas actorales que llegaron a su puerta; situación que él más bien considera provechosa pues lo ha ayudado a fortalecerse como persona.

El tiempo pasa volando, y este año se cumple 14 desde el estreno de esta polémica cinta, lo cual despierta cierta curiosidad el saber qué ha sido de la vida de Caviezel, todavía más recordando su conversión al catolicismo a raíz de su caracterización y los rudos esfuerzos físicos a los cuales debió someterse para encarnar con mayor realismo a Jesús de Nazareth. Entérate qué ha estado haciendo hasta ahora este interesante hombre.

Lo más probable es que lo recuerdes más rápidamente por su memorable interpretación de Jesús de Nazareth.

En 2004, el mundo entero quedó conmocionado con la controversial cinta dirigida por Mel Gibson sobre "La pasión de Cristo", en la cual pudo apreciarse de una manera bastante real todo el padecimiento que este personaje de la historia se supone pasó para la expiación de todos los pecados de la humanidad.

El encargado de asumir tal responsabilidad fue justamente Jim Caviezel.

Su participación en esta película fue altamente comentada, gracias a sus extraordinarios esfuerzos para asemejarse lo más posible al Salvador del mundo, obviamente en su apariencia física. De allí que bajó considerablemente de peso, adicionalmente a soportar latigazos reales, los cuales le ocasionaron serias lesiones sobre su cuerpo, con tal de que sus expresiones de dolor fuesen más autenticas. ¡Wow!

Parece mentira que hayan transcurrido ya 14 años desde ese momento.

¡Así de rápido pasa el tiempo! La mayoría de la crítica afirma que haber aceptado este personaje le costó su ascendente carrera a Caviezel, por cuánto resultó ser tan polémico que el resto de los directores preferirían vetarlo antes que arriesgarse a tener algún nexo con él.

A pesar de ello, el actor jamás dudó en prestarse para el papel.

Incluso manifestó públicamente sentirse a gusto, indicando que cada quien debe cargar sus propias cruces en la vida, así como el mismo Jesús lo hizo.

Lo cierto es que actualmente luce bastante apuesto y elegante.

Después de fuertes acusaciones de antisemita y tras duras ofensas de otras clases, se ha mantenido bajo perfil junto con su esposa, quien trabaja como profesora de una escuela, junto a quien realiza diferentes obras de caridad.

Su fe se ha visto acrecentada durante todo este período.

"Hacer este papel destruyó mi carrera como actor, pero no me arrepiento interpretado. Ésta ha sido una oportunidad única para fortalecer mi fe". Jim Caviezel

Se muestra seguro de sí mismo, sin temor a ir en contra de los estereotipos orquestados por el mundo.

Ha tenido algunas participaciones menores en películas y series, siendo las más relevantes su papel como Willard Hobbs en la película "Plan de escape" (2013) y como John Reese en la serie "Persona de interés" (2016).

Explica que jamás ha estado preocupado por el estancamiento de su carrera.

Más bien lo ha visto como una oportunidad de probarse a sí mismo qué otros talentos posee.

Según sus más recientes declaraciones, está en preparación la secuela de "La pasión de Cristo".

Aún no se tiene nada concreto. Sin embargo, afirma que Gibson está trabajando fuertemente en generar un producto de alta calidad y correspondencia bíblica, que complazca al público en todos los sentidos.

La segunda parte se llamará "La resurrección".

No hay que explicar demasiado el por qué. ¿O sí?

Los comentarios de Caviziel nos dejan con unas altas expectativas sobre esta próxima superproducción.

“Hay cosas que no puedo decir y que asombrarán al público. Es genial… No voy a decir cómo lo va a hacer, pero sí diré esto: la película que se hará va a ser la mayor película de la historia. Es así de buena”.

En palabras de Caviezel: "Mi fe es mi guía".

Dice que no está es sus planes quedarse por fuera de la filmación de esta secuela, la cual promete ser todavía mejor que su antecesora. ¿Te imaginas eso?

Por ahora, espera paciente el normal curso de los acontecimientos.

A finales de marzo tiene previsto el estreno del largometraje "Pablo: Apóstol de Cristo", en donde interpreta al evangelista San Lucas.

Esperaremos con ansían mayores detalles sobre sus próximos proyectos.

Para disfrutar no sólo de su evidente belleza física, sino también de su indudable talento, compromiso y carisma.

¿Qué tal te pareció su interpretación como Jesús de Nazareth? Deja tus COMENTARIOS y COMPARTE esta interesante nota con todos tus amigos.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR