Así es el Duro Entrenamiento de las Azafatas en China

Así es el Duro Entrenamiento de las Azafatas en China685shares

Si alguna vez viajas con aerolíneas chinas, observa bien a las azafatas que te sirvan el café. Porque sus sonrisas bonitas y sus posturas derechas son el resultado de horas de entrenamiento y trabajo duro.

Hoy en Buenamente.com hemos decidido contarte sobre lo que las jóvenes tienen que pasar para conseguir un trabajo como auxiliar de vuelo en China.

Estas encantadoras chicas estudian en el Colegio de Aviación Civil en Chengdu, provincia de Sichuan. Las azafatas básicamente practican una sonrisa graciosa sosteniendo un palillo entre sus dientes. Además se colocan revistas en sus cabezas para lograr la postura perfecta.

Otro ejercicio que ayuda a las chicas a obtener una gran postura es el equilibrio. Las estudiantes tienen que mantener en equilibrio una botella de vidrio en sus cabezas durante tres minutos.

Las aprendices a azafata además sostienen un pedazo de papel entre las rodillas para aprender a ponerse de pie correctamente.

Los hombres y mujeres jóvenes se someten a rigurosos entrenamientos de postura para asegurarse de que se comportan adecuadamente durante el vuelo.

La seguridad también es una gran prioridad en el Colegio. Incluso hay clases especiales donde se les enseña a los estudiantes habilidades de supervivencia y técnicas de artes marciales como Kung Fu y Taekwondo.

Algunas clases de artes marciales se llevan a cabo al aire libre, y se parecen más a la formación de los reclutas del ejército que a la de los novatos asistentes de vuelo.

Las chicas trabajan duro para ser más fuertes y para incrementar la fuerza de su golpe. Se les enseña cómo atravesar las pistas de obstáculos y a cómo defenderse contra un ataque con arma blanca. Aprobar el examen final es el último paso para convertirse en un miembro oficial de un equipo de cabina, no obstante, esta tarea es bastante difícil. Para convertirse en un exitoso graduado universitario, los estudiantes tienen que romper un plato de cerámica con una mano en su primer intento.

Se presta especial atención a las lecciones en las que se les enseña a los asistentes de vuelo cómo neutralizar los ataques de un criminal o un terrorista durante el vuelo.

Es difícil de creer, pero estas encantadoras señoritas se someten a un entrenamiento riguroso e intenso en un esfuerzo por hacer que cada pasajero se sienta seguro y cómodo a bordo.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR