8 Problemas comunes que pueden arruinar tu verano y sus geniales soluciones

8 Problemas comunes que pueden arruinar tu verano y sus geniales soluciones0shares

El verano es por mucho la mejor temporada del año, ya que es cuando finalmente eres libre para disfrutar de tus vacaciones, consiguiendo el tiempo libre que necesitas para disfrutar de grandes actividades al aire libre, como ir a la playa o hace un rápido picnic en el parque.

Sin embargo, el verano no sale airoso de los males, ya que hay ciertos problemas que aparecen en esta temporada. Con el fin que de disfrutes plenamente tu verano, te enseñamos 8 problemas comunes que puedes sufrir y sus rápidas soluciones para que nada interrumpa tu diversión...

¡Sigue desplazándote para  saber más al respecto!

Si encontraste muy útiles estos consejos, entonces COMPÁRTELOS con tus amigos. Tampoco olvides dejarnos tu opinión en los COMENTARIOS, aquí en Buenamente.com nos encantaría saber lo que piensas al respecto.

1. Irritación en el muslo.

El verano es el momento perfecto para salir de casa usando pantalones cortos o minifaldas, sin embargo, un día particularmente caluroso puede hacer que tus muslos acaben con la piel irritada.

Para evitar y solucionar este problema, simplemente debes humedecer tu piel de manera regular.

Ua cremas que contengan vitaminas C y E, caléndula o extracto de pepino. También báñate diariamente con agua tibia y evita en lo posible aplicar hielo en las zonas irritadas.

2. Quemaduras solares.

Estas quemaduras suelen aparecer en la piel desprotegida luego de exponerse al sol. Para evitar este molesto problema, cubre tu cuerpo y cabeza usando ropa apropiada y un sombrero.

"AAAAHH, TUS MANOS, AAAAH".

También es importante que te apliques protector solar cada 2 horas y tomar abundante agua.

Si ya te quemaste, aplica alguna crema que contenga mentol, aloe vera o alcanfor y usa una compresa fría. En caso de que el área quemada sea muy grande o dolorosa, lo mejor es que consultes a un médico.

3. Sudoración y olor.

El sudor y olor puede arruinar fácilmente tu imagen de verano, pero debes saber que son problemas que puedes evitar, usando ropa hecha con materiales naturales y tomando duchas regulares en los días calurosos.

Otra cosa que puede ayudarte con la sudoración es sustituir el café con el té verde.

Y encuentra un desodorante o antitranspirante que se adapte a tu piel.

4. Piel seca.

La piel seca es generalmente provocada por el aire seco y caliente. Esto puede causarte ciertas molestias como: grietas, picazón, cambios en la piel y arrugas. Estar expuesto a productos químicos o altas temperatura también puede empeorar este problema.

Para evitar esto, asegúrate de tomar duchas diarias usando gel hidratante en lugar de jabón regular.

Además, te recomendamos usar cremas hidratantes, lociones con ácido salicílico y, por supuesto, el uso del protector solar. También es recomendable que dejes de fumar, ya que este hábito detiene la circulación normal de la sangre en la piel. También prueba instalar un humidificador en tu cuarto y usar prendas con fibras naturales.

5. Erupciones luego del afeitado.

Como sabemos, el verano es la época en la que todos afeitamos nuestro cuerpo para lucir limpios y radiantes en la playa. Sin embargo, si no afeitas tu cuerpo de manera frecuente, es posible que sufras de erupciones post-afeitado, los cuales pueden ser particularmente molesto en las zonas sensibles como las axilas y en el área del bikini.

Puedes reducir la hinchazón, el enrojecimiento y la picazón aplicando una mezcla de aceite de lavanda con loción post-afeitado.

6. Polvo.

El polvo entra a tu casa por las ventanas abiertas y puede causar alergias, además de otros problemas de salud. Con el fin de que te mantengas fuerte y saludable durante el verano, lo mejor es que limpies tu casa al menos una vez a la semana y cambies la ropa de tu cama semanalmente.

Intenta trapear regularmente los pisos, si tienes niños o mascotas en casa.

Y recuerda que los ácaros del polvo se puede matar con el frío, así que si usarás algo que se haya expuesto al polvo, puedes guardarlo en el congelador durante 48 horas antes de usarlo.

7. Mosquitos.

Los mosquitos e insectos suelen molestarte durante el verano, ya sea que intente picarte, sumergirse en tus bebidas o simplemente atormentarte con sus zumbidos. Puedes mantenerlos fuera de casa instalando pantallas en tus puertas y ventanas. También puedes usar un repelente con base de aceite natural.

Otro genial método es utilizar aceite de canela o canela para mantener alejados a los mosquitos.

Así que quema unas gotitas cerca de la ventana y eso los ahuyentará. En caso de tener una piscina, procura limpiarla de manera regular para evitar que los mosquitos se reproduzcan allí.

8. Intoxicación alimentaria.

La diarrea, vómitos y náuseas pueden arruinar fácilmente tu verano. Lo que pocas personas saben, es que el verano es el momento en que estamos más vulnerables a sufrir una intoxicación alimentaria, ya que la comida puede estropearse rápidamente por el calor, además que es la época donde solemos comer más en la calle.

Si sufres una intoxicación leve, bastará con que tomes mucha agua y descanses.

Pero si permaneces durante días con los problemas anteriormente mencionados o comienzas a ver sangre en tus heces, lo mejor es que consultes a tu médico. También intenta consumir alimentos ricos en antioxidantes para liberar todas esas toxinas de tu cuerpo.

Y tú, ¿qué opinas al respecto?

Déjanos tu respuesta en los COMENTARIOS y COMPARTE esta nota con tus amigos.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR